Sustancias Químicas Controladas

Viales de vidrio con sustancias químicas.

En las listas siguientes se enumeran las sustancias químicas tóxicas y sus precursores. A los fines de aplicación de la presente Convención, se identifican en esas Listas las sustancias químicas respecto de las que se prevé la aplicación de medidas de verificación con arreglo a lo previsto en las disposiciones del Anexo sobre Verificación.

Lista 1

Entre las sustancias químicas de la Lista 1 se encuentran todas aquellas sustancias que han sido utilizadas o pueden ser fácilmente utilizadas como armas químicas y que tienen una escasa o nula utilidad para fines pacíficos. Estas sustancias están sometidas a unas restricciones muy estrictas, como un límite máximo de producción de una tonelada anual por Estado Parte, una cantidad máxima de armas químicas poseídas en un momento determinado de una tonelada por Estado Parte, requisitos para las licencias y restricciones sobre las transferencias. Estas restricciones se aplican a las relativamente pocas instalaciones industriales que utilizan sustancias químicas de la Lista 1. Algunas sustancias químicas de la Lista 1 se utilizan como ingredientes para preparados farmacéuticos o de diagnóstico. La saxitoxina, sustancia química de la Lista 1, se utiliza como testigo de calibración en programas de vigilancia de la intoxicación paralizante por consumo de moluscos, y también se utiliza en investigaciones neurológicas. La ricina, otra sustancia química de la Lista 1, ha servido de instrumento para la investigación biomédica. Algunas sustancias químicas de la Lista 1 o sus sales se utilizan como agentes antineoplásicos en medicina. Otras sustancias químicas de la Lista 1 se producen y se utilizan frecuentemente con fines de protección, como por ejemplo para probar equipos de protección contra las armas químicas y alarmas contra agentes químicos.

Lista 2

Entre las sustancias químicas de la Lista 2 se encuentran aquellas que son precursores de agentes de armas químicas o que, en ciertos casos, pueden ser utilizados como tales, pero que tienen otras utilidades comerciales (como por ejemplo ingredientes de resinas, pirorretardantes, aditivos, tintas y tintes, insecticidas, herbicidas, lubricantes y algunas materias primas para la fabricación de productos farmacéuticos). Por ejemplo, el BZ es una sustancia química neurotóxica enumerada en la Lista 2, que también es un producto industrial intermedio para la producción de fármacos como el bromuro de clindinio. El tiodiglicol es tanto un precursor del gas mostaza como un ingrediente de las tintas al agua, de los tintes y de algunas resinas. Otro ejemplo de este tipo es el metilfosfonato de dimetilo, sustancia química relacionada con varios precursores de agentes neurotóxicos que se utiliza como pirorretardante en productos textiles y espumas de plástico.

Lista 3

En las sustancias químicas de la Lista 3 se incluyen aquellas sustancias que pueden ser utilizadas como armas químicas o para producir armas químicas, pero que se utilizan habitualmente con fines pacíficos (incluida la fabricación de plásticos, resinas, sustancias químicas de minería, fumigantes para el refinado del petróleo, pinturas, revestimientos, agentes antiestáticos y lubricantes). Entre las sustancias químicas toxicas de la Lista 3 se encuentran el fosgeno y el cianuro de hidrógeno, que se han utilizado como armas químicas, pero que también se utilizan para la producción de resinas de policarbonato, de plásticos de poliuretano y de algunas sustancias químicas agrícolas. La trietanolamina, precursor del gas mostaza de nitrógeno, se encuentra presente en varios productos detergentes (incluidos champús, espumas de baño y productos de limpieza para el hogar), y también se utiliza para desulfurizar los flujos de gas combustible.

Sustancias químicas orgánicas definidas

Entre las sustancias químicas no enumeradas en las Listas ni en ninguna parte de la Convención se encuentran las sustancias químicas orgánicas definidas (SQOD). Las operaciones de fabricación que producen SQOD son denominadas “otras instalaciones de producción de sustancias químicas”. Estos complejos industriales son objeto de declaraciones y de requisitos de verificación si en ellos se produce un total de más de 200 toneladas anuales de SQOD. También están sujetos a estos requisitos cuando comprenden plantas en las que se producen más de 30 toneladas de cualquier SQOD que contenga fósforo, azufre o flúor (sustancias químicas PSF). Miles de complejos industriales de este tipo han sido declarados a la Secretaría Técnica.

Al principio